Un toque personal

JLL

Brief

Ante un panorama inmobiliario cada vez más complejo, JLL confió en Lambie-Nairn para consolidar la ya destacada posición de la marca en el sector.

 

Uno de los objetivos del proyecto era volver a implicar a los clientes y trabajadores de JLL con el fin de conseguir mayor relevancia en el sector inmobiliario, donde no existía una diferenciación real entre las empresas más importantes.

Solución

Para cumplir con las expectativas, Lambie-Nairn desarrolló una nueva identidad de marca y un tono de voz basados en la propuesta creativa «Un toque personal». El énfasis se reorientó estratégicamente de los inmuebles a las personas, dejando así patente la experiencia de JLL como empresa de servicios profesional.

 

A partir de esta premisa, se creó una nueva personalidad visual audaz y llamativa mediante el uso de pinceladas y lienzos, incorporando y refinando ciertos elementos previos, como el logotipo y la gama cromática, para asegurar el reconocimiento de la marca.

El nuevo tono de voz aportó una dimensión verbal a la marca, lo que se plasmó en diversos canales digitales y comunicaciones impresas, así como en soportes físicos.

Con la nueva identidad de marca y tono de voz el énfasis se reorientó estratégicamente de los inmuebles a las personas.

Resultados

La nueva marca se lanzó con gran éxito en febrero de 2017 en las 280 oficinas de EMEA, Asia-Pacífico y América. Desde entonces, la intranet de JLL se ha visto colmada de comentarios positivos y fotos de los empleados celebrando la nueva imagen.

 

Lambie-Nairn sigue colaborando con JLL para optimizar aún más la marca y asegurarse de que con ella se refuerzan e impulsan al máximo los objetivos comerciales de JLL.

«Trabajar con Lambie-Nairn en el diseño de nuestra marca ha sido una experiencia fantástica; nos han ayudado a conseguir la diferenciación que necesitábamos en un mercado saturado, lo que ha contribuido a su vez a impulsar los principales objetivos de nuestra empresa».

Charlie Stopford, Global Brand Director, JLL